Scroll Top

¿Qué debo tener en cuenta si quiero donar óvulos?

Qué debo tener en cuenta si quiero donar óvulos

Donar óvulos es, sin lugar a dudas, un acto de generosidad. Sin embargo, es necesario entender que no se trata de un proceso sencillo y que implica una serie de compromisos médicos y emocionales. Desde las valoraciones médicas iniciales hasta la sincronización de tu ciclo menstrual y la posterior extracción de los ovocitos. Un proceso que puede llevar varias semanas.

Además, es importante considerar las implicaciones emocionales de la donación de óvulos y que te sientas cómoda y segura con tu decisión antes de embarcarte en este viaje.

Por eso, en este artículo, te explicamos qué tener en cuenta para donar óvulos. Desde los requisitos básicos hasta el proceso de donación y sus posibles efectos secundarios.

¿Cuáles son los requisitos para ser donante de óvulos?

Si te estás planteando ser donante de óvulos, es fundamental que sepas cuáles son los requisitos básicos que debes cumplir:

  1. Edad: generalmente, las clínicas de fertilidad exigen que las donantes tengan entre 18 y 35 años. Si bien la edad puede variar en función de la clínica, la edad máxima suele ser 35 años, ya que, a partir de esta edad, la calidad y cantidad de óvulos disminuyen. 
  2. Salud física y mental: es fundamental que goces de buena salud tanto física como mental. Los profesionales médicos llevarán a cabo una valoración exhaustiva de tu historial médico y te realizarán pruebas para garantizar que eres apta para la donación de óvulos. Esto incluye pruebas de enfermedades de transmisión sexual y exámenes psicológicos para garantizar que estás emocionalmente preparada para afrontar el procedimiento.
  3. No consumir drogas: si consumes cualquier tipo de droga no podrás donar óvulos, ya que esto puede afectar negativamente a la calidad de los óvulos y aumentar los riesgos para la salud del bebé. 
  4. Historial familiar y genético: deberás proporcionar información detallada sobre tu historial familiar y genético para que el equipo médico pueda valorar si existe cualquier predisposición a enfermedades hereditarias o genéticas que puedan transmitirse a través de los óvulos. 
  5. Compromiso de tiempo: la donación de óvulos no es un compromiso único. Debes estar dispuesta a comprometerte a realizar visitas médicas regulares y a cumplir con las citas establecidas. Esto garantiza que los óvulos puedan ser extraídos en el momento adecuado.

El proceso de donación de óvulos

Si cumples con todos los requisitos, podrás iniciar el proceso de donación de óvulos, que implica las siguientes fases:

Evaluación inicial

El primer paso es la evaluación inicial, que incluye una revisión de tu historial médico, exámenes físicos y análisis de sangre. Además, se realizarán pruebas de enfermedades infecciosas y evaluaciones psicológicas.

Estimulación Ovárica Controlada (EOC)

Durante esta fase, se administrarán medicamentos de fertilidad para estimular la producción de varios óvulos en el mismo ciclo. Esto implica inyecciones diarias y un seguimiento cercano por parte del equipo médico.

Extracción de óvulos

Una vez que los óvulos están maduros, se programa la cita para proceder a la extracción, que se lleva a cabo en un quirófano bajo sedación y no implica una cirugía invasiva. Los óvulos se extraen mediante una aguja guiada por ecografía.

Recuperación

Después de la extracción, es necesario un breve descanso para que la donante se recupere. Además, aunque no suele ser habitual, puede que experimentes efectos secundarios temporales como hinchazón y molestias leves.

Anonimato y confidencialidad

Las clínicas de fertilidad mantienen el anonimato de las donantes, por lo que tu identidad se mantendrá en secreto.

¿Qué efectos secundarios o riesgos tiene la donación de óvulos?

Es importante destacar que, en general, la donación de óvulos es segura y las complicaciones graves son extremadamente raras. Sin embargo, es conveniente que conozcas los posibles efectos secundarios y riesgos asociados con la donación de óvulos. 

  1. Cambios temporales en el ciclo menstrual: tu periodo podría retrasarse o adelantarse, pero por lo general, se normaliza con el tiempo.
  2. Síndrome de Hiperestimulación Ovárica (SHEO): aunque es raro, existe el riesgo de desarrollar el SHEO, que puede dar lugar a molestias como hinchazón abdominal, dolor, náuseas y otros síntomas. 
  3. Infección o hemorragia: son muy poco comunes y las clínicas toman precauciones para reducir los riesgos y garantizar la seguridad de las donantes.

¿Cuál es la compensación por la donación de óvulos?

Aunque la legislación española establece que se trata de un acto sin ánimo de lucro, las clínicas ofrecen a las donantes una compensación por los gastos relacionados con el proceso, como los desplazamientos y el tiempo empleado. Generalmente oscila entre 800 y 1.200 euros por ciclo de donación de óvulos.